Frases sarcásticas

frases sarcásticas

¿Qué significa sarcasmo? La RAE define el sarcasmo como Burla sangrienta, ironía mordaz y cruel con que se ofende o maltrata a alguien o algo. Aunque en realidad muchas veces empleamos el sarcasmo con fines humorísticos y no con la intención de ofender de verdad.

En cualquier caso, la práctica siempre es más ilustrativa que la teoría, así que vamos con una recopilación de frases sarcásticas de autores célebres y también algunos anónimos.

Frases sarcásticas sobre la vida

¿Odias tu trabajo? ¿Por qué no lo dijiste? Hay un grupo de apoyo para eso. Se llama todo el mundo y se ven en el bar. (Drew Carey)

A algunas personas les gustan tanto mis consejos que los enmarcan en la pared en lugar de usarlos. (Gordon Dickson)

A veces necesito lo que solo tú me puedes dar: tu ausencia. (Ashleigh Brillian)

Antes cruzaba el océano por ti, hoy no cruzo ni los dedos. (Dave Hughes)

Creo en la suerte. ¿Cómo sino explicar el éxito de los que no te gustan? (Jean Cocteau)

Cuando la gente es libre de hacer lo que quiere, a menudo imitan a otros. (Eric Hoffer)

Cuidado con lo que dices, porque algún día llegará el momento de demostrarlo.

El amor es hijo de la ilusión y padre de la desilusión. (James Scott)

El problema con los niños es que no se pueden devolver. (Quentin Crisp)

El problema es que la gente sabe poco, pero habla demasiado. (Kurt Smith)

Encuentro a la televisión muy educativa. Cada vez que alguien la enciende, me voy a otra habitación a leer un libro. (Groucho Marx)

Eres la prueba viviente de que un hombre puede vivir sin cerebro.

Es de mala educación decir «te amo» con la boca llena de mentiras.

Espera de mí, lo que recibo de ti.

Hay tres cosas que salen siempre: el sol, la luna y la verdad.

He tenido una tarde perfecta, pero no era esta. (Groucho Marx)

La gente aprecia las cosas pequeñas que haces por ellas. Y así es como evitas que te pidan hacer algo más.

La historia nos ha enseñado que el hombre y las naciones se comportan sabiamente cuando han agotado todas las alternativas. (Abba Eban)

Las mujeres son como los delfines: está comprobado científicamente que son demasiado inteligentes, pero pocos las entienden.

Lo único peor de que hablen de ti es que no hablen de ti. (Oscar Wilde)

Me gustaría tomarte en serio, pero hacerlo sería ofender tu inteligencia. (George Bernard Shaw)

Me siento miserable sin ti, es casi como tenerte aquí. (Ashleigh Brillian)

No quiero alcanzar la inmortalidad a través de mi trabajo. La quiero conseguir sin morir. (Woody Allen)

No soy lo suficientemente joven para saberlo. (Oscar Wilde)

Nunca olvido una cara, pero en tu caso haré una excepción. (Groucho Marx)

Si a veces no consigo encontrar las llaves de mi casa, imagínate el sentido de la vida.

Si el amor es ciego… ¿Por qué la ropa interior es tan popular? (John Goodman)

Si no quieres una respuesta sarcástica, no hagas una pregunta necia.

Soy experto fingiendo que la opinión de los demás me importa.

Soy responsable de lo que digo, no de que lo entiendas. (Bob Marley)

Te busqué en el diccionario… y no significas nada.

Tiene la oreja de Van Gogh para la música. (Billy Wilder)

Un buen oyente a menudo piensa sobre otra cosa. (Kin Hubbard)

Un día cualquiera te darás cuenta de que tus hijos salieron bien feos y te vas a preguntar por qué no te casaste conmigo. (Jon Lajoie)

¿Cómo escribir un mensaje sarcástico?

El sarcasmo es una forma de expresión o de burla, que habitualmente esconde un doble sentido o un mensaje oculto. Es una forma crítica, satírica, humorística e indirecta de decir algo, que se utiliza para transmitir una opinión, pensamiento o comentario que puede resultar desagradable o pesado para otras personas.

Por lo general, se utiliza cuando la situación es tensa y quieres decir algo que sabes resultará ofensivo para alguien, más sin embargo, es verdad. Esta es otra característica importante del sarcasmo, y es que transmite la verdad de una forma irónica, chistosa o indirecta (con doble sentido).

Finalmente, el sarcasmo se caracteriza por su acento, es decir, la forma en cual se pronuncia el mensaje es sugerente y graciosa. Estos son algunos consejos para escribir una frase sarcástica:

  • Utiliza palabras intensas, por ejemplo, en lugar de “bueno”, utiliza “fantástico” para denotar un sentido sarcástico.
  • Di lo que quieres decir pero de forma indirecta.
  • Di lo contrario a lo que realmente quieres decir. Por ejemplo, el clásico “¡lo haces de maravilla!”, que realmente es mentira.
  • Usa analogías con situaciones de la vida cotidiana, por ejemplo, esta frase: “si a veces no consigo encontrar las llaves de mi casa, imagínate el sentido de la vida”.
  • No olvides el humor, un buen ejemplo es esta frase de John Goodman, “si el amor es ciego… ¿Por qué la ropa interior es tan popular?”

¿Te gustaron estas frases? ¡Entonces no olvides compartirlas con tus amigos!